Article Published

Article_archdiocese-of-miami-65th-anniversary-our-community-had-need_S

Feature News | Monday, November 13, 2023

'Es nuestra comunidad, y tenía una necesidad'

Expresaron algunos de los homenajeados tras recibir la Cruz del Jubileo en la ceremonia de aniversario

English Spanish

Artículos relacionados:

 

 

MIAMI | A continuación, las reacciones de otros feligreses que recibieron la Cruz del Jubileo en el servicio de vísperas del 22 de octubre de 2023 en la Catedral de St. Mary.

“Me quedé en shock”, expresó Denise Pasvantis, de la iglesia de St. Ambrose, en Deerfield Beach, al enterarse de que ella y su esposo, George Pasvantis, recibirían el honor. “Nunca lo hicimos por el reconocimiento. Lo hicimos simplemente porque es nuestra comunidad, y tenía una necesidad”.

Aun así, muchos niños han aprendido la fe en sus clases de Educación Religiosa y Confirmación en St. Ambrose. Y mucha gente ha recibido alimentos en las numerosas ocasiones —desayunos, frituras de pescado, cenas bailables, funciones escolares— en las que George Pasvantis ha cocinado.

“El voluntariado parece más una bendición para nosotros que para la comunidad”, aseguró Denise Pasvantis.

Carl Lowell y Ely Fleites de la iglesia Epiphany reciben la Cruz del Jubileo de manos del Arzobispo Thomas Wenski durante las vísperas del 65 aniversario de la Arquidiócesis de Miami, el 22 de octubre de 2023, en la Catedral St. Mary. Estuvieron acompañados por su párroco, el P. José Álvarez.

Fotógrafo: JONATHAN MARTINEZ | FC

Carl Lowell y Ely Fleites de la iglesia Epiphany reciben la Cruz del Jubileo de manos del Arzobispo Thomas Wenski durante las vísperas del 65 aniversario de la Arquidiócesis de Miami, el 22 de octubre de 2023, en la Catedral St. Mary. Estuvieron acompañados por su párroco, el P. José Álvarez.

Carl Lowell, de la iglesia de Epiphany, de Miami, también entendía el sentimiento. “Me siento honrado, pero no soy digno. Hay muchas personas que hacen tantas cosas aquí. Es imposible honrar a todos los que dedican tiempo a la Iglesia”.

Lowell, miembro de Epiphany desde 1977, es ministro extraordinario de la Sagrada Comunión y defensor para las anulaciones matrimoniales. Él y su esposa forman parte de la media docena de personas que cuentan los recibos de las ofrendas. Además, es entrenador de béisbol en la escuela de Epiphany.

Sostuvo que su servicio “no es heroico. Pienso que no puedes repartir felicidad si tú mismo no eres feliz. Y disfruto de lo que hago”.

Patricia O’Neill, de la iglesia de St. Gregory, en Plantation, aceptó el reconocimiento del Jubilaeum con más calma. “Siempre nos sentimos así cuando se nos destaca. No es por eso que lo hacemos”.

Feligresa de St. Gregory desde 1971, O’Neill ha coordinado y entrenado a los lectores. También ha servido como ministra extraordinaria de la Sagrada Comunión, y además inició en 1992 el programa del Rito de Iniciación Cristiana de Adultos (RICA) en su iglesia.

Anteriormente había recibido el Primum Regnum Dei de la Arquidiócesis, y atesora su nueva insignia de la Cruz del Jubileo. Pero para ella, ayudar en la iglesia es su propia recompensa.

“Cuando servimos a nuestra iglesia, servimos a nuestro Dios”, afirmó O’Neill.

Chien Pham y Thanh Thuy Truong de la Misión Vietnamita Our Lady of La Vang reciben la Cruz del Jubileo de manos del Arzobispo Thomas Wenski durante el servicio de vísperas del 65 aniversario de la Arquidiócesis de Miami, el 22 de octubre de 2023, en la Catedral St. Mary. Estuvieron acompañados por su párroco, el P. Joseph Long Nguyen.

Fotógrafo: JONATHAN MARTINEZ | FC

Chien Pham y Thanh Thuy Truong de la Misión Vietnamita Our Lady of La Vang reciben la Cruz del Jubileo de manos del Arzobispo Thomas Wenski durante el servicio de vísperas del 65 aniversario de la Arquidiócesis de Miami, el 22 de octubre de 2023, en la Catedral St. Mary. Estuvieron acompañados por su párroco, el P. Joseph Long Nguyen.

“¿Qué más podemos decir?”. James Kelley, de la iglesia de San Pablo, en Marathon, pensaba de forma muy similar. Al igual que otros destinatarios, se mostró consciente de compartir el mérito.

“No hay nada malo en que se nos mencione”, dijo Kelley, ministro extraordinario de la Sagrada Comunión, quien también dirige el consejo pastoral de su iglesia. “Muchos miembros de la parroquia realizan obras por aquí. Una parroquia de cualquier tamaño no puede funcionar sin un grupo de voluntarios”.

Ingeniero jubilado, él y su esposa visitaban los Cayos los fines de semana cuando residían en Coral Springs. Hace más de seis años se dedicó a tiempo completo a San Pablo.

“Hago [el trabajo de la iglesia] por las razones correctas”, indicó Kelley. “Mi esposa y yo hemos tenido una buena vida. Dios ha sido bueno con nosotros. Sólo queremos retribuir”.

Emma Caris Francois y Lionel Laurat de la Misión Notre Dame d'Haiti reciben la Cruz del Jubileo de manos del Arzobispo Thomas Wenski durante las vísperas del 65 aniversario de la Arquidiócesis de Miami, el 22 de octubre de 2023, en la Catedral St. Mary.

Fotógrafo: JONATHAN MARTINEZ | FC

Emma Caris Francois y Lionel Laurat de la Misión Notre Dame d'Haiti reciben la Cruz del Jubileo de manos del Arzobispo Thomas Wenski durante las vísperas del 65 aniversario de la Arquidiócesis de Miami, el 22 de octubre de 2023, en la Catedral St. Mary.

Lionel Laurat recuerda su súplica al llegar a los Estados Unidos en 1994: “Dios, dame un lugar donde pueda trabajar para ti”. Cuando encontró a Notre Dame d’Haiti, en Miami, lo tomó como una respuesta a su oración. Allí sirve junto a otros inmigrantes de Haití, su tierra natal. Laurat dirige el grupo carismático de la iglesia y trabaja en el comité social. Se ocupa de diversos asuntos relacionados con el dinero para conciertos, banquetes y otras funciones, desde las entradas hasta las camisetas.

Elogió el servicio de vísperas en St. Mary, al que asistió con su familia y amigos. “El servicio fue muy, muy bonito. Dios es bueno, y Dios nos ayuda mucho”.

Cuando se le preguntó a Phil Medico cómo se sentía al recibir la Cruz del Jubileo, compartió la experiencia del trágico embarazo de su esposa. Andrea Medico estuvo postrada en cama en Boca Ratón durante un mes y medio, con su vida en peligro. Su hijo Christian nació prematuramente, y murió 10 días después.

“Vivíamos en el hospital”, recordó Phil. Salieron adelante gracias a personas de una iglesia local que les llevaban la comunión todos los domingos. La experiencia motivó a los Medico a convertirse en ministros extraordinarios de la Sagrada Comunión en su iglesia de St. Anthony, en Fort Lauderdale.

“Queríamos hacer lo mismo por los demás”, declaró Phil. “Queremos estar a disposición de la gente, y permitir que Dios esté con ellos y les lleve algo de paz y esperanza”.

Además de ese trabajo, Phil también forma parte de la junta de finanzas y organiza campañas benéficas para los Caballeros de Colón. Parece mucho, pero él niega que sea una carga. “Llegamos a conocer a la gente. Aquí sentimos que formamos parte de una familia.

“Nos sorprendió que nos eligieran, pero fue una alegría y un honor que nos reconocieran por hacer algo que proviene del amor a Dios”, añadió. “Un cristiano auténtico actúa incluso cuando nadie está mirando. Pero nunca olvidaremos ese acontecimiento por el resto de nuestras vidas”.


 

Powered by Parish Mate | E-system

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply