Parishes | Schools | Priests | Masses |
More in this section MAIN MENU

¡Basta ya de matar a inocentes!

Columna del editor de La Voz Católica sobre las tragedias en Gilroy, El Paso y Dayton

English Spanish
Emilio de Armas, editor de La Voz Católica.

Fotógrafo: ANA RODRIGUEZ-SOTO | FC

Emilio de Armas, editor de La Voz Católica.

Una de las peores lacras de la actual vida estadounidense —las súbitas matanzas de personas reunidas en lugares públicos, a manos de asesinos tan imprevisibles como bien armados— ha escalado hasta convertirse en un cáncer social, sin que hasta ahora haya sido posible tomar medidas eficaces para prevenirlas o, al menos, lograr que disminuyan en frecuencia y mortalidad. Y muchas de estas matanzas —como las ocurridas recientemente en Gilroy, El Paso y Dayton— tienen su origen en el racismo, la xenofobia, la homofobia o el simple y ciego odio contra los otros, que en algunos casos han llegado a ser niños o jóvenes estudiantes, en francas manifestaciones de una verdadera esquizofrenia social. Y ante horrores tales, se repite la consigna de que “no son las armas quienes matan a las personas, sino las personas"..., como si para que un solo individuo pueda exterminar en unos segundos a varias decenas de personas, no fuera necesaria un arma de calidad y costo elevados. Y con cada nueva matanza, la venta de armas de calidad y costo elevados se multiplica. Y estos episodios de violencia han sido aprovechados por algunos promotores de las armas, y del control armado sobre la sociedad, para proponer la presencia de personal paramilitar en las escuelas y otros lugares públicos.

Pero la violencia, que antes parecía historia de la expansión hacia el Oeste, y de algunas ciudades extremadamente populosas o de barrios marginales, se ha extendido no sólo a cualquier parte del país, sino a casi todas las esferas de su vida. Las campañas políticas son una prueba de ello: el denuesto suele reemplazar al argumento, y la ofensa bruta a la ironía inteligente.

El concepto de verdad demostrable ha perdido, en muy poco tiempo, una gran parte de su peso a la hora de exponer y defender una opinión o de sustentar un hecho, mientras que la afirmación autoritaria se va imponiendo en el discurso político estadounidense, algo que apunta hacia el crecimiento de tendencias totalitarias en el desarrollo de la sociedad.

Por obra del discurso oficial, los inmigrantes y sus descendientes se han convertido en presuntos “ladrones, violadores, asesinos y narcotraficantes”, y para disuadir a aquéllos de ingresar en los Estados Unidos en busca de libertad, seguridad y oportunidades económicas para ellos y sus familias, se les somete ahora no a los justos y necesarios procesos legales de inmigración o deportación, sino a severas condiciones de detención y castigo, entre las cuales ha sobresalido la medida de separar a los padres de sus hijos, con el resultado de que algunos de éstos difícilmente volverán a reunirse con aquéllos. Varios niños han muerto bajo la custodia de las autoridades de inmigración, y la culpa se ha lanzado sobre la irresponsabilidad de sus padres al traerlos consigo, como si los carceleros fueran ángeles de la guarda.

Estados Unidos tiene una hermosa historia basada en los valores de la compasión y la generosidad, que son piedras angulares del cristianismo. Pero ningún país puede sobrevivir a la negación sistemática de su historia y sus valores, y esto es lo que está ahora en juego.

¡Basta ya de matar a inocentes!

Editor de La Voz Católica

Comments from readers

Rodrigo Rodriguez - 08/21/2019 03:55 PM
Querido hermano en Cristo, muchas gracias por tu articulo, pero estas analizando desde el punto propagado por los falsos noticieros de ahora. La matanza que estamos sufriendo desde hace mucho tiempo esta íntimamente relacionada con los mas de 60 millones de bebes abortados hasta el momento en nuestra nación, la Divina Justicia ha sido olvidada, en muchas apariciones de nuestra Madre del Cielo y a través de varios místicos hemos sido avisados de las consecuencias que esta matanza nos trae, pues reclama la venganza de Nuestro Creador, es un factor importante de como nuestros pastores han abandonado la predicación del Evangelio de la Vida, publicado por el Santo Juan Pablo ll, nosotros los fieles también cargamos culpa, ya que no hacemos suficiente oración, penitencia y ayuno para reparar este grave pecado social. Sobre el tema de los emigrantes ilegales, ya usted los unió a los emigrantes legales de esta gran nación y eso es un grave error, pues el uno esta en contra de las leyes del país, que hay que obedecer, los pastores de la Iglesia Católica están en grave error, pues ellos parten de la creencia que no deben de haber frontera, pertenecen a la política globalista, la cual propagan nuestros enemigos, que son muchos, es mas si nuestros pastores se concentraran en la predicación de las enseñanzas de la ética moral y los pecados sociales de nuestra ya lacerada sociedad, en lugar de entrometerse en el cumplimiento de las leyes del país, le aseguro que no estaríamos en tal confusión, Nuetro Señor lo explica bien en su Evangelio, "al Cesar lo que es del Cesar y a Dios lo que es de Dios". Espero que ya pronto despertemos y nos pongamos a hacer lo que siempre debemos, orar, penar y ayunar para reparar tanto pecado, hace ya rato la copa de la Justicia Divina esta desbordada, es hora de hacerlo. Que Dios en su infinita Misericordia se apiade de este nuestro pueblo!!!

Latest News

Feature News

School News

Sports

Homilies

Statements